About

Events

Travel with SF Spanish

March 2021

Our immersion program to Argentina for all levels.
Find out more!

Review Us!

Badge

Loading…

La semana pasada (historia real con seis verbos reflexivos)

(Todas cosas que yo conté aquí son reales. ¡Qué incredible! Me siento muy difícil que uso todos los seis palabras con una historia real.)

La miércoles noche fui a Union City para ver una película animada. La película se llamó Siete Magos, cuyo periodo fui solo una hora. No fui juntos con amigos y entonces no necesitó vestirme formalmente: me vestí una camisa con la tema Nueva Juega, que es una serie de animación. Llegué la cinema muy temprano y cené allí. Después de la cena y preparé a entrar la cinema, una cosa un poco desagradable pasó. Como llevé mi bolso, la empleada allí dijo que los bolsos tan grandes como míos fueron prohibidos dentro. Entonces pregunté si hubo lugares para poner el bolso. Respondió que no. Pregunté si pudieron atender mi bolso por solo una hora. Respondió que no. Los empleados (la empleada llamó otro empleado) me preguntaron si tuve un coche, y podría poner en el coche si yo tuviera. ¿Un coche? No. Según los empleados, “es policía que no bolso grande es aceptable dentro. Puedes ir a tu casa, poner tu bolso y volverte después.” ¿Iría a mi casa y me volvería sin mi bolso? Aunque la película llegara dos horas, ¡absolutamente terminaría cuando me volviera! Me sentí enfadado. Llevé todas los cosas en mi bolso con mis manos y les pregunté provocativamente: “¿Puedo entrar?” Respondieron “sí. Pero no seríamos responsables de tu bolso si se perdiera.” Respondí provocativamente: “nadie demanda que ustedes sean responsables de *mi* bolso, y ¡yo sería contentísimo si se perdiera!” Afortunadamente, una hora después cuando la película terminó, mi bolso no se perdió. Además, la película fue divertido y la aula de la cinema fue comfortable: ¡no hubo otra persona! Me senté en el centro casual. ¡Qué bien!

El sábado pasado, Romina canceló la clase otra vez (no sé por qué) y no tuve que levantarme demasiado temprano. Sin embargo, a partir de este abril, tengo clases del japonés cada semana tarde. Por lo tanto de todos motos, tuve que llegar a San Francisco. Fue la cuarta vez que tuve esta clase y allí me encontré muchos amigos. Me sentí contentísimo, aunque estuve cansado y me dormí en el tren cuando regresé a mi casa.

La semana pasada hablé con mi novia sobre el futuro (ella está en China ahora). Aunque todavía no hizo una decisión, me sentí que a ella no le gustaría venir a E.E.U.U. para estudiar fotografía (A propósito, la fotografía es su sueño por unos años y ha recibido oferta de dos universidad aquí en San Francisco). Aunque fui un poco desagradable, tuve que afrontar las consecuencias. Aún más, por dos otros años, no tengo que mudarme y puedo vivir con mi compañero de apartamento. Sin embargo, ¡cuando podríamos mi novia y yo vivir juntos!

Views: 45

Comment

You need to be a member of SF Spanish to add comments!

Join SF Spanish

© 2020   Created by Romina Mancilla.   Powered by

Badges  |  Report an Issue  |  Terms of Service